Michael Phelps : La historia de un ganador olímpico convertido en leyenda cannábica

 

 

Michael Phelps es una leyenda en los Juegos Olímpicos. En Río 2016 se ha llevado los reflectores y ha llevado orgullo a los aficionados estadounidenses, especialmente a los consumidores de marihuana quienes lo ven como un héroe.

En los Juegos Olímpicos de Sidney 2000, Michael Phelps se convirtió en el nadador más joven del equipo de Estados Unidos en décadas pero no ganó medallas. Cuatro años después, en Atenas, se llevó seis medallas de oro. En Beijing 2008 causó euforia mundial al ganar ocho oros.

A principios de 2009, el tabloide sensacionalista del Reino Unido, News of the World publicó una fotografía en la que se veía a Michael Phelps fumando marihuana a través de un bong.

 

 

La foto fue tomada en la Universidad de Carolina del Sur en octubre de 2008, tres meses después de que Phelps lució como la gran estrella de los Juegos Olímpicos de Beijing. El polémico suceso provocó que Phelps  emitiera disculpas públicas para los aficionados mediante un comunicado al día siguiente, admitiendo que la imagen era auténtica y  aceptando las repercusiones, que incluía una suspensión de tres meses a partir de EE.UU. Natación y la interrupción del patrocinio de su Kellogg.

“Hemos decidido enviar un mensaje a Michael porque ha decepcionado a demasiadas personas, y especialmente a los cientos de miles de niños miembros de la Federación de Natación de EE UU que le miran como un modelo y un héroe”, señaló la Federación de Natación de Estados Unidos.

Pero se recuperó de esa carrera baja por asaltar el podio en los Juegos Olímpicos de 2012 en Londres. Y fue elegido para ser portador de la bandera de Estados Unidos durante las ceremonias de inauguración de los Juegos de 2016 en Río de Janeiro.

Michael Phelps ya ganó tres medallas en Río de Janeiro y suma un total de 25, de las cuales 21 son de oro, tiene más que muchos países (México tiene 13 de oro en toda su historia) y quedará en el recuerdo como uno de los grandes.

 

 

La imagen de Michael Phelps es un símbolo del sueño americano pero también es usado como mensaje poderoso entre los consumidores de cannabis que señalan que la hierba también es fumada por ganadores.

La marihuana vive un proceso de despenalización, legalización y producción legal en Estados Unidos. Algunas entidades como Colorado y Washington  tienen más de un año desde que la planta se considera una droga recreativa.

Estudios recientes indican que en la Unión Americana se generan más ingresos por venta de “mota” que galletas Oreo. Es un mercado que supera los 3 mil 400 millones de dólares.

Phelps no es un abogado del cannabis, ni se ha pronunciado en contra de la prohibición de la marihuana.  Pero el hecho de que él puede ir de estrella caída de Estados Unidos a su portador estándar en tan poco tiempo sugiere que las actitudes hacia el cannabis puede cambiar y rápido.